Chistes de restaurantes

Para que paséis un buen rato, que reirse da años de vida.

——————————————————————————————————————————————-

Un matrimonio entra en un restaurante. Ella le pregunta al camarero:

- ¿Qué nos recomienda?

 - Que se vayan al restaurante de enfrente.

——————————————————————————————————————————————-

En un restaurante, le preguntan al camarero:

- Oiga, la merluza, ¿es de confianza?

- ¡Cómo no va a serlo! ¡Lleva con nosotros ya un año!

——————————————————————————————————————————————-

Un matrimonio está comiendo en un restaurante de cocina de autor. En un momento dado, el camarero se acerca al caballero:

- ¿Cómo encontró el entrecot, señor?

- Pues de casualidad, aquí, debajo de la hoja de lechuga.

——————————————————————————————————————————————-

 Un hombre en un restaurante pregunta al camarero:

- Oiga, ¿tiene ancas de rana?

- Sí, señor.

- Pues dé un salto hasta la cocina y traiga mi filete, por favor.

——————————————————————————————————————————————-

- ¡Camarero! ¡Está metiendo su corbata en mi sopa!

- Usted no se preocupe, no encoge.

——————————————————————————————————————————————-

Una dama y un caballero tienen una cena muy romántica en un restaurante. La dama, muy asombrada, le comenta:

- Hay que ver qué caballero es usted. Es la sexta vez que me besa la mano desde que nos hemos sentado a la mesa.

- Le seré sincero, señorita. El camarero se ha olvidado de darme la servilleta.

——————————————————————————————————————————————-

Un hombre entra en un restaurante. El camarero le atiende:

- ¿Qué va a ser, señor?

- Pues me faltan dos asignaturas para ser ingeniero.

- No hombre, que qué quiere.

- Bueno, quiero tener una esposa guapa, dos hijos, un chalet en las afueras y un buen coche.

- No me comprende, ¿qué va a tomar?

- Ah, perdona. ¿Qué hay?

- Pues nada, aquí, atendiendo a la clientela…

——————————————————————————————————————————————-

 Espero que os haya gustado esta pequeña selección. ¡Hasta la próxima!

This entry was posted in Sin categoría and tagged . Bookmark the permalink.

Comments are closed.